A lo largo del tiempo, historiadores han recopilado información sobre los logros de las mujeres en la ciencia, las barreras con las que han tenido que lidiar y las estrategias que han tenido que emplear para que sus trabajos pudiesen ser revisados por la comunidad científica de manera válida.  Romper estereotipos y prejuicios en la sociedad no es algo sencillo.

El Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, que se celebra cada año el 11 de febrero, fue aprobado por la Asamblea General de las Naciones Unidas con el fin de lograr el acceso y la participación plena y equitativa en la ciencia para las mujeres y las niñas.

Este dia nos hace recordar que las mujeres y las niñas desempeñan un papel fundamental en las comunidades de ciencia y tecnología y que su participación debe fortalecerse. La celebración de este día está dirigido por la UNESCO y ONU-Mujeres, en colaboración con instituciones y sociedad civil que pretenden rescatar la igualdad de genero para el desarrollo de cualquier actividad.

La ciencia y la igualdad de género son fundamentales para el desarrollo sostenible. Según datos de la UNESCO (entre 2014 y 2016), solo alrededor del 30 por ciento de todas las estudiantes escogen formación superior dentro del campo de las ciencias, la tecnología, la ingeniería y matemáticas (STEM). A nivel mundial, la matrícula de estudiantes femeninas es particularmente baja en tecnología de la información y las comunicaciones (TIC), con un tres por ciento; ciencias naturales, matemáticas y estadísticas, con un cinco por ciento, y en ingeniería, manufactura y construcción, con un ocho por ciento.

Cabe resaltar la participación de las mujeres en el ambiente de la investigación, pues el premio Nobel ha sido otorgado 49 veces a mujeres. Entre las  ganadoras del Premio Nobel, la primera fue Marie Curie, quien ganó el de Física en 1903 junto a su esposo Pierre Curie y Henri Becquerel.​ Es también la única mujer que ha ganado el Premio Nobel en más de una ocasión, ya que en 1911 ganó el de Química. Su hija, Irène Joliot-Curie, ganó el de Química en 1935, por lo que son la única pareja de madre e hija que han ganado esta distinción. ​Dieciséis mujeres han ganado el Premio Nobel de la Paz, catorce el de Literatura, doce el de Fisiología o Medicina, cuatro el de Química, dos el de Física y solo una mujer el de Economía. Por último, en 2009 fue el año en que más mujeres han resultado ganadoras del premio con un total de cinco mujeres premiadas en ese año.

“Si aprovechamos la creatividad e innovación científica de todas las mujeres y niñas e invertimos adecuadamente en el carácter inclusivo de la educación, la investigación y el desarrollo, tenemos una oportunidad sin precedentes para utilizar el potencial de la cuarta revolución industrial en beneficio de la sociedad.”

Escrito por Phumzile Mlambo-Ngcuka, Directora Ejecutiva de ONU-Mujeres.